El delantero fue vendido en una operación fugaz y se irá del Millonario. Su nuevo destino.

Luego de un rendimiento superlativo en Defensa y Justicia, Braian Romero llegó a River en julio de 2021 para suplir la ida de Rafael Santos Borré. Arrancó con grandes números y actuaciones, consiguiendo una asistencia y dos goles en la serie de octavos de final frente a Argentinos Juniors.

No obstante, su nivel fue decayendo conforme pasaba el tiempo y, este 2022, tuvo rendimientos muy pobres, con números muy malos. Llegó a estar más de una decena de partidos sin convertir un tanto y causó fastidios y murmullos en la gente de River por desperdiciar oportunidades claves: la más relevante, aquella a los tres minutos de juego contra Vélez.

Todos los cañones apuntaban a una salida en diciembre, junto a otros jugadores que no se adaptaron al club. Pero, finalmente, parece que se adelantará su ida y se dará ahora. Es que River llegó a buen puerto en una negociación fugaz con un club del exterior para vender al atacante.

Ese club es Inter de Porto Alegre. Una operación rápida que dejará dinero fresco en las arcas del club para anotar más jugadores de aquí a la primera semana de agosto. De hecho, el Millo ya tenía un cupo por la venta de Enzo Fernández, por lo que podrá negociar por dos jugadores para reforzar su plantel.