Para completar una semana absolutamente negra y horrorosa, hoy salió a hablar el uruguayo y nos dio la razón: iba a ser jugador de River.

Tanto lo hablamos, tanto lo soñamos, tanto nos ilusionamos con traer un jugador de élite… pero claro, nos olvidábamos que teníamos que ganarle a Vélez con futbolistas que no dan la talla para un Manto Sagrado tan grande como el de River Plate. Ahora, tras quedar eliminados contra el Fortín en lo que fue un papelón (y no por el VAR, por la actitud de los jugadores), perdimos esa chance.

Es que Luis Alberto Suárez iba a ser parte del elenco del Millonario si pasaba la llave contra Vélez. Pero como no sucedió, hoy dio declaraciones al diario El País donde afirmó la gran desilusión que fue para él que no se concrete la posibilidad.

“Estaba muy entusiasmado con la posibilidad de ir a River a pelear la Copa Libertadores. Era un sueño que tenía ganar una copa en Sudamérica. Como River quedó afuera es que se cae esa posibilidad”, afirmó el goleador uruguayo.

Si bien él había descartado la chance públicamente en mayo, todo cambió cuando el Más Grande insistió hasta el cansancio, llamándolo constantemente para convencerlo. “Hace un mes y medio declaré que no me iba a ir de Euorpa, pero River insistió y tanto insistió que me lo llegué a plantear y hubo una posibilidad. Por más que uno diga algo, llegado el momento te lo planteás. Te ilusiona que te quieran tanto. El jugador necesita cariño. River me lo estaba dando y Nacional podría haber intentado eso”

En fin, la historia terminó de la forma más triste posible. No solo nos perdimos competir en una Copa Libertadores, sino que no tendremos la chance de ver a una figura mundial en nuestro equipo. Muchas responsabilidades dentro del club, no olvidar eso: en un mes y medio de mercado de pases, solo se cerró a Rodrigo Aliendro. Inentendible quedar afuera de una competencia máxima así, sin siquiera intentarlo.