El ex-Colón salió lesionado (fractura de malar derecho) contra Boca y el arquero rival fue a consolarlo.

Luego del Superclásico del último domingo en el que River cayó 1-0 ante Boca en la Bombonera, en las redes sociales comenzaron a circular de forma masiva imágenes de Rodrigo Aliendro y la dolorosa e impresionante lesión que sufrió. El exjugador del Sabalero tuvo que abandonar el campo de juego después de un choque con Varela, donde cayó y se golpeó fortísimo la cara con la rodilla del rival.

Enseguida, el mediocampista quedó tendido en el suelo sin poder moverse. Cuando lo enfocaron las cámaras, sangraba mucho por su nariz, lo que causó que deba salir inmediatamente de la cancha. En cuestión de segundos, se le comenzó a hinchar toda la cara y Marcelo Gallardo decidió hacer caso omiso al pedido del jugador (suplicaba que lo dejaran continuar) y lo cambió por Agustín Palavecino. Unos minutos después, se tuvo que interrumpir el encuentro debido a que debía ser llevado de urgencia al vestuario.

Es que Aliendro comenzó a sufrir mareos y, ante un golpe de esa magnitud, era importante trasladarlo rápido. Por ello, se pausó el partido y un carrito local debió cruzar toda la cancha para buscarlo y llevarlo a los camerinos para realizarle una tomografía computarizada, de lo que se encargaron los médicos de River y Boca presentes en el estadio.

En ese momento fue cuando sucedió un gesto especial. Mientras el carrito llevaba a Rodrigo, Agustín Rossi, arquero del Xeneize, salió corriendo rápido hasta donde se encontraba el jugador e intentó consolarlo ante ese duro momento. Una acción que rápidamente se volvió viral por la importancia de esta. Detrás de ese gesto, existe una historia.

Rodrigo Aliendro comenzó su carrera futbolística en Chacarita Juniors, debutando en 2011. Se mantuvo allí hasta mediados de 2013, cuando partió hacia Ituizangó. Este último año fue cuando se inició Agustín Rossi. El arquero debutó en el arco en 2013, convirtiéndose en titular para el año siguiente. Por esta razón, luego de que compartieran equipo y hayan tenido una buena relación, es que el ‘1’ de Boca tuvo ese gesto para con su excompañero.